Como elegir tu vestidor

¿Por qué un vestidor en lugar de un armario clásico?
Independiente de la forma que tenga, las ventajas de un vestidor frente a un armario clásico son las mismas:

Es modulable y evolutivo: se puede aumentar o añadir nuevos módulos fácilmente para que se adapte a las necesidades cambiantes de cada uno.
Se adapta a todas las superficies y espacios, mismo las buhardillas
Podemos equiparlos con accesorios prácticos que nos aportan comodidad – por ejemplo: cajones de diferentes medidas, perchas especiales para pantalones, corbatas, cinturones….
El tipo de prendas que vas a guardar determinará el tamaño y el formato de tu vestidor.

¿Es un vestidor para 1, 2 personas, o para toda la familia ?
¿Será para un hombre o una mujer?¿ Hay que prever accesorios para colgar corbatas, guardar joyas, bolsos?
¿Se utilizará para guardar ropa de cama y baño, tus maletas de viaje?

 

¿Qué superficie necesito para mi vestidor ?
Si tu vestidor es un espacio separado, hay que contar al menos 2 metros cuadrados para que puedas entrar y circular fácilmente.
Si tu vestidor está dentro de una habitación/estancia, no hay una superficie mínima a prever. Sin embargo, es importante tener un mínimo de 40-45 cm de profundidad para poder colgar perchas.
Para determinar el número de estanterías necesarias y su profundidad, seleccione un método de doblar la ropa y mide la superficie necesaria. Planifique siempre 20-30% de espacio libre, informa Stéphane Chevriot. Esto es esencial para acomodar futuras compras, o en el caso de que necesites compartir tu armario con una nueva persona. Cuanto a la altura: se puede ir hasta el techo. El almacenamiento en altura será útil para las maletas de viaje o nórdicos y será también más estético. ¿En qué sitio puedo instalar mi armario?

¿Dónde debo montar mi vestidor ?
Si es una habitación independiente, el mejor sitio sería entre el dormitorio y el baño.
De lo contrario, el vestuario a menudo encontrará su lugar en la habitación. También puede ser un armario de pared grande en el pasillo que conduce al cuarto de baño, siempre que mantenga el espacio necesario para circular.

¿Cómo guardar mis cosas en mi camerino?
Mejor son los estantes más pequeños, con poca ropa, que los estantes muy espaciados, con grandes pilas que amenazan con derrumbarse. Sobre todo porque se olvida rápidamente de usar las sudaderas que se colocan en la parte inferior de la pila.
La forma más fácil es organizar las cosas siguiendo el patrón del cuerpo. De arriba a abajo: sombreros y bufandas en la parte superior, tops (camisetas, camisas, pullovers …), ropa interior, pantalones, faldas y shorts, zapatos.

Fuente: bricodepot.es

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *